Gramática Estructural

Click here to load reader

  • date post

    27-Dec-2015
  • Category

    Documents

  • view

    65
  • download

    5

Embed Size (px)

description

Alarcos Llorach Emilio - Gramática Estructural

Transcript of Gramática Estructural

  • EMILIO ALARCOS LLORACH

    G R A M T I C A E S T R U C T U R A L SEGN LA ESCUELA DE COPENHAGUE Y CON ESPECIAL ATENCIN A LA LENGUA ESPAOLA

    SEGUNDA EDICIN

    fe BIBLIOTECA ROMNICA HISPNICA EDITORIAL GREDOS MADRID

  • EMILIO ALARCOS LLORACH

    GRAMTICA ESTRUCTURAL

    Al reimprimirse hoy la Gramtica es-tructural de Alarcos Llorach no pode-mos por menos de recordar la gran acogida que dispens la crtica especia-lizada a su primera publicacin. De pieza fundamental para los estudios lingsticos futuros la calific una revista espaola. Palabras que siguen conservando todo su valor.

    La gramtica estructural (o funcio-nal) es un resultado de las modernas teoras lingsticas y como tal se opone a la vieja gramtica tradicional o nor-mativa y a la menos vieja gramtica histrica. Frente a las orientaciones logicistas o psicologistas de esas dos disciplinas, que se movan estrilmente en los aledaos del lenguaje, sin llegar a su centro, la gramtica estructural descansa sobre postulados pura y ex-clusivamente lingsticos. Considera el lenguaje y las lenguas correspondien-tes como sistemas de elementos enla-zados por innmeras conexiones y de-pendencias donde lo que importa es su articulacin formal ms que la materia misma. Tratndose, como se trata, de magnitudes, el lingista habr de apli-carse a analizar las relaciones que me-

    (Pasa a la solapa siguiente)

  • GRAMTICA ESTRUCTURAL

  • BIBLIOTECA ROMNICA HISPNICA DIRIGIDA POR DMASO ALONSO

    III. MANUALES, 3

  • EMILIO ALARCOS LLORACH

    GRAMTICA ESTRUCTURAL SEGN LA ESCUELA DE COPENHAGUE Y CON ESPECIAL ATENCIN A LA LENGUA ESPAOLA

    SEGUNDA EDICIN

    AL sB; OTECA ROMNICA HISPNICA 2DITORIAL GREDOS MADRID

  • EMILIO ALARCOS LLORACH, 1

    EDITORIAL GREDOS, S. A. Snchez Pacheco, 81, Madrid.

    PRIMERA EDICIN, 1951. 1.a reimpresin, 1969.

    SEGUNDA EDICIN, 1969. 1.a reimpresin, 1970. 2.a reimpresin, 1971. 3.a reimpresin, 1972. 4.a reimpresin, 1974. 5.a reimpresin., 1977. 6.a reimpresin, 1981. 7.a reimpresin, 1984. 8.a reimpresin, 1990.

    Depsito Legal: M. 45222-1990.

    ISBN 84-249-1105-9. Impreso en Espaa. Printed in Spain. Grficas Cndor, S. A., Snchez Pacheco, 81, Madrid, 1990,. 6399.

  • PROLOGO

    Este trabajo intenta resumir las nuevas teoras gramatica-les que se han abierto paso en lo que llevamos de siglo. Po-nemos al frente el trmino -gramtica para enlazar nuestro objeto de exposicin con los enraizados conocimientos tradi-cionales. Aadimos el calificativo estructural para delimi-tar de algn modoaproximativamente, es ciertoel confuso y variado significado del trmino gramtica e indicar que nuestro campo es otro que l de la gramtica a secas, lgica o normativa. Y ello para evitar desorientaciones ante un nom-bre nuevo como glosemtica, forjado por el lingista dans L. Hjelmslev.

    Como en un manual de la ndole del presente ha d huirse de toda discusin terica demasiado pormenorizada, hemos credo conveniente limitarnos a teoras y terminologa nicas. Por esto, aunque en diferentes lugares se han esbozado nove-dades gramaticales y se ha aplicado al estudio de la lengua el punto de vista estructural, aqu nos ceimos a exponer los re-sultados de la llamada escuela de Copenhague, en especial las ideas de L. Hjelmslev y sus seguidores, los cuales han logrado crear un cuerpo de doctrina desarrollado a fondo.

  • 8 Gramtica estructural Dirigido este libro a lectores de habla espaola, hemos pro-

    curado tambin ilustrar cada fenmeno, siempre que es posi-ble, con ejemplos espaoles y, en su defecto, de las lenguas mejor conocidas entre nosotros. En el ltimo captulo, como ejemplificacin ms demorada, aplicamos estas teoras sobre un sector del espaol, las categoras verbales.

    Tampoco hemos querido recargar las pginas con citas mi-nuciosas de los trabajos utilizados para nuestra exposicin. Li-mitndonos, segn liemos dicho, a las teoras de ciertos inves-tigadores daneses, damos aqu una lista de las obras que pue-den consultarse para ampliar los puntos de vista que presen-tamos.

  • BIBLIOGRAFA

    Actes du Sixieme Congres International des Linguistes. Pars, 1949. L. HJELMSI.EV; Principes de granimaire genrale, KgJ. Danske Viden-

    skabernes Selskab, Hist.-ffi. Meddelser XVI, 1. Copenhague, 1928. L. HJELMSI.EV: La catgorie des cas, J y II , en Acta Jutlandica, VII, 1

    (1935), y IX, 2 (1937). L. HJELMSLEV: On the Principies o/ Phonewatics. Proeeedimgs of the 2nd.

    Int. Congress of Phontic Sciences, 1935, pgs. 51-54. L. HJELMSLEV : La nature du pronom. Mlanges de linguistique et de phi-

    Iologie offerts Jacq. van Ginneken. Pars, 1937. L. HJELMSLEV: Accent, Intonation, Quantit. Studi Baltici, VI, p . 1 8g.

    Roma, 1937. L. ILELMSLEV: La syllabation en slave. Belicev Zbornik, 1937, pgi-

    nas 315-324. I J . HJELMSLEV : Forme et substance linguistique. Bulletin du Cerclc Lin-

    guistiqne de Copenhague, IV, 1937-38, pgs. 3-4. L. HJELMSLEV: Essai d'une thorie-^des mrphemes. Actes du IVe. Con-

    gres Int. de Linguistes. Copenhague, 1938, pg. 140-151. L. HJELMSLEV: Ueber die Beziehungen de.r Phonetik zur Sprachwissen-

    schaft. Archiv fr vergleichende Phonetik, I I , 1938, pgs. 129-134. L. HJELMSLEV: The Syllable as a structural Unit. Proceedings of the 3rd.

    Int. Congress of Phontic Sciences. Gante, 1938, pgs. 266-272. L. HJELMSLEV: La noton de rection. Acta Lingistica, J, 1939, pgs. 10:22. L. HJELMSLEV: La structure piorphologique. Ve. Congrs Int. de lin-

    guistes, Rapports. Bruselas, 1939, pgs. 66 sigs.

  • 10 Gramtica estructural

    L. HJELMSLEV : iVofe sur les oppositions supprimables. Travaux du Cer-d e Ling. de Prague, VIH, 1939, pgs. 51-57.

    L. HJELMSLEV: Langue et parole. Cahiers Ferdinand de Saussure, 2 (1942), pginas 2944.

    L. HjEf.MSLEV: Omkrng Sprogteorens gfundlaeggelse. Copenhague, 1943. L. HJELMSLEV: Le verbe et la phrase nomnale. Mlanges de Philologie,

    de Littrature et d'Histoire anciennes offerts J. Marouzeau. Pa-rs, 1948, pgs. 253-281.

    JENS H O L T : Eludes d'aspect. Acta Jutlandica, XV, 2. Copenhague, 1943. JENS H O L T : Rationel Semantik (Pleremik). Acta Jutlandica, XVII). 3.

    Copenhague, 1946. A. MAUTINET: AU sujet des Fondements de la thorie Unguistique de

    Louis Hjelmslev. Bulletin de la Socit de Linguistique. Pars, XLII (1942-1945), pgs. 19-42.

    F . BE SAUSSURE: Cours de linguistique genrale, 3 ed. Pars, 1931. F . DE SAUSSURE: Travaux du Cerde Ling. de Copenhague. V. Recherch.es

    structurales 1949. Copenhague, 1949. H . J . ULDALL: Ore the Structural Interpretation of Diphthings. Proced-

    ings of the 3rd. Int . Congress of Phonetic Sciences. Gante, 1938, pginas 272-276.

  • I. DE LA GRAMTICA NORMATIVA A LA GRAMA-TICA ESTRUCTURAL

    1. El estudio del lenguaje es tan antiguo como nuestra cultura occidental. Es cierto que ha experimentado profun-dos camhios y que, a lo largo de los tiempos, la ciencia lin-gstica ha operado sohre diversos campos. Su primera fase est representada por la gramtica tradicional, que, creada por los griegos, continuada por los romanos, mantenida en la Edad Media y renovada en el Renacimiento, conserva, ms o menos reformada, su vigencia hasta tiempos relativamente recientes. Es la gramtica tal como la concibe Nebrija: scientia recte loquendi recteque scribendi ex doctissimorum virorum usu atque auctoritate collecta. No se limita a cons-tatar puramente los hechos del uso idiomtico, sino que decide entre empleos legtimos e ilegtimos. Se basa, por consiguien-te, en el criterio de autoridad. Pero como nace por la apli-cacin al lenguaje de las preocupaciones lgicas y racionalis-tas de sofistas, peripatticos y estoicos, se busca a sus precep-tos y reglas un fundamento terico, filosfico, con lo cual resulta una gramtica lgica. Y sta es su equivocacin: partir de supuestos extralingsticos y afirmar la tesis del

  • 12 Gramtica estructural

    perfecto paralelismo entre, el pensar y el hablar, al querer identificar las categoras gramaticales con las categoras l-gicas. Este error fundamental, sin embargo, conduce a una apreciacin justa: la existencia de una gramtica general o teora del lenguaje, de la que las gramticas particulares no son sino su aplicacin a las diferentes lenguas. Lo inexacto es la creencia de que ese sustrato comn a todos los idiomas sea de ndole lgica. En dos puntos, pues, la vieja gramtica estaba acertada: en la consideracin' sincrnica o esttica de los fenmenos de un idioma, y en la afirmacin de que haba una constante tras las mltiples variaciones de la lengua hu-mana. En otros dos puntos se equivocaba radicalmente: en la identificacin de las categoras gramaticales con las lgicas, pues trataba de ver cmo stas se reflejaban en la lengua y no al contrario, y en la creencia de que la constante o norma general del lenguaje era precisamente la de una lengua de-terminada, el griego o el latn, pretendiendo que las catego-ras vlidas en esa lengua se proyectaban en los dems idiomas.

    2. En tiempos ms tardos, la lingstica tom un rumbo diametralmente opuesto; El descubrimiento de lenguas anti-guamente ignoradas, como el snscrito, tuvo como consecuen-cia, de un lado, el establecimiento de una teora comparativa, que deriv en genealoga histrica y prehistrica, y, de otro, la pretensin de explicar un determinado estado de lengua por los estados precedentes. Abandona, por consiguiente, el estudio sincrnico, y, con ello, la lengua como todo nico se disuelve. Preocupada por la genealoga, se ocupa de los dis-iecta membra del lenguaje, y aunque su labor es fructfera no corrige ninguna de las faltas metodolgicas de la gram-tica tradicional. Es cierto que reconoce la no coincidencia de las categoras gramaticales con las lgicas, pero no se pre-ocupa de determinar aqullas. Y, por considerar las lenguas

  • De la gram